599004.jpg-c_215_290_x-f_jpg-q_x-xxyxx

Hay un determinado tipo de dramas que tienen que degustarse o se plantean narrados de una forma más lenta que, su máxima dificultad, reside en que cómo no entres de lleno desde el principio, todo resulta tedioso y la atención se resta en saber cuánto le resta a la película.

Pero además en “Manchester frente al mar”, aún entendiendo sus innumerables flashbacks que sirven para dinamizar la historia que se pretende contar, al finalizar no se me ha quedado un reposo de sentir una buena historia o reflexión sobre lo que se cuenta. Básicamente, es la pérdida repentina de seres queridos y cómo muchas personas no son capaces de reflejarlo ni de sacar externamente lo que sienten y actúan con mucha tristeza y dolor, sobre todo con la gente próxima que les queda.

Lo han envuelto en un entorno idílico, con una música especialmente centrada en piezas clásicas que acrecentaban ese dramatismo épico y, donde todo era contado con la sensación que faltaba algo más de información o que se quedaba cortado de repente. Muchas piezas que han querido mostrar de una tragedia como la que sufre el protagonista y su sobrino, pero no se sabe dónde se deben encajar y qué significado tienen en el contexto final de la historia.

Personalmente, no entiendo las nominaciones actorales. Yo prefiero al Casey Affleck de “Adios, pequeña, adios” que a este personaje tan complejo donde no le he denotado esos matices que muchos destacan y, en el caso de Michelle Williams, podríamos repetir un caso “Judy Dench en Shakespeare in love”, ya que su nominación está basada en su mínima aparición en tres escenas de las casi dos horas de película. Por salvar, destaco a Lucas Hedge y cuya nominación si que me parece más que justa, por lo acertado que ha hecho el enfoque hacia su personaje y que, siendo uno de los que más recibe este palo tremendo, sabe desenvolverse con maestría y ofrecer una interpretación que destaca sobre los demás personajes.

La banda sonora en los temas compuestos por Lesley Barber ofrece un ejercicio delicioso como este tema que os destacamos:

Sin duda, no va a ser de mis favoritas en estos premios Oscar y, decididamente el hecho de jugar así con la información de la historia para que le llegue de forma más sosegada al espectador, no me hace ser cómplice ni partidaria de películas como ésta, donde me cuesta tanto llegar por esa dispersión y propuesta con más contención.

Nota: 3 Arcones

¡Compártelo!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter