¿Te quedarías sentado?

Uno de los clásicos del Festival de Cine de Málaga retorna con su nuevo proyecto, “Matar el tiempo”. Se trata del director Antonio Hernández que nos presenta una película sobre las decisiones personales ante situaciones que parece que son ajenas pero en las que estás implicado al verlas en tu pantalla de ordenador. Un antihéroe que debe decidir si solucionar los problemas de una prostituta a la que ha recurrido a sus servicios. El público se convertirá en observador siendo a la vez observado. Nosotros hemos tenido la suerte de entrevistar a dos de sus actores protagonistas, Ben Temple y Aitor Luna.

 

Rueda de prensa "Matar el tiempo"
Fotografía de Daniel Fernández Sosa

 

P: Eres un antihéroe con una caracterización que me recordaba al Clark Kent de “Superman”

Ben Temple: Mi personaje no se puede quedar al margen. Si a mí eso me pasara en la vida real, no sé si me implicaría tanto como el personaje de Robert Waldon, ojalá que sí

P: No sé si para construir el personaje era más difícil su parte personal o la parte de trama que le toca asumir

Ben Temple: Los dos. Este personaje ha tenido una vida que le ha hecho meterse muy para adentro. No sabe manejar la vida. Se ha quedado viudo y no sabe manera a su hija adolescente. Se refugia en el trabajo. Es un personaje muy reprimido para dentro. La situación que se le presenta en la vida también es tremenda. Como ha descrito el director en la rueda de prensa, es un personaje que está muerto en vida. A través de tocar con el peligro en la muerte, se reconecta con la vida. La vida te presenta una circunstancia y te ves reaccionando de una manera que casi no eres tú, es otro personaje.

 

Ben Temple
Fotografía de Daniel Fernández Sosa

 

P: Hay muchas películas que ya han tratado las nuevas tecnologías pero Antonio lo ha versado de manera diferente sobre esa obsesión que tenemos por mirar constantemente una pantalla y no estar pendiente verdaderamente de lo que pasa alrededor

Ben Temple: Sólo hay que ver las noticias a mediodía. Estamos bombardeados por noticias, obviamente reales, y atrocidades que están pasando en el mundo pero pasa en una cajita que es la tele. Hay muchas veces que no queremos conectar con lo que realmente vemos que es lo que pasa en el mundo porque es tan tremendo que no sabes como llevarlo, como sostener que la gente realmente se está matando por dinero, por ejemplo. La desconexión viene porque lo vemos a través de la tele o de internet

P: Y además de esas noticias, no nos llega siempre toda la información

Ben Temple: Sólo por lo que están ocurriendo en muchas imágenes terribles o la cantidad de veces que lo vemos a diario, te lo tomas como una cosa tan normal que casi no prestamos atención. Pasa con la corrupción o con los muertos de un atentado terrorista. Uno no para a pensar que allí puede haber niños que han muerto y tú te mantienes al margen.

 

Ben Temple
Fotografía de Daniel Fernández Sosa

P: Ahí radica el problema. Se “mata el tiempo” de esa manera

Ben Temple: Tienes que verlo y decidir ¿ahora qué vas a hacer?. Si realmente te paras un momento y lo ves, ok pero ahora toma una decisión

P: En vuestra profesión también se os pide que estéis sobreexpuestos en las nuevas tecnologías. Que todos tengáis redes sociales y estéis constatemente compartiendo vuestra vida. Eso, ¿cómo lo llevas?

Ben Temple: Yo me siento todavía muy novato con eso. Siento bastante resistencia. Yo tengo mucho miedo con esas cosas, porque una vez que subes todo a internet, está ahí siempre. No hay manera de quitarlo. Estábamos hablando anoche en la cena de las personas que tienen una cuenta de facebook que cuando mueren, es muy difícil quitar esa cuenta. Hay todo un proceso dónde se tiene que pagar para quitarla cuando se sabe que esa persona ya no está en este mundo. A mí eso me produce mucho respeto.

P: No eres entonces de esos actores que cuelgas lo que comes cada día

Ben Temple: Me río de estas cosas porque no sé lo que le importa a la gente que yo me acabe de tomar un café. ¿Qué mas da?. Yo tengo otras cosas más importantes que hacer en la vida que subir una foto donde me estoy tomando un café. Prefiero dedicar mi tiempo a mi mujer y a mi hijo. Tengo demasiado trabajo para detenerme a subir fotos todo el tiempo a internet.

P: Es interesante para el trabajo del actor, saber que tus ojos son los del público que observa lo que pasa como tú

Ben Temple: Además, yo soy un vouyeur. A mi me encanta observar a los demás pero en secreto, que no me vean. Me chifla, una de las cosas que más me gustan en el mundo es estar en Nueva York en una terraza y ver pasar la gente. Yo podía estar mirando a la gente mucho tiempo. Con mi mujer lo he hecho casi cuatro horas tomando un café pero fascinado por la gente que hay en este mundo. Personajes que pasan y piensas que si los pones en una peli, no se los cree nadie pero están ahí

P: Pero eso puede ser parte de tu vida, lo que no veo necesario es estar enganchado a un reality sobre la vida de gente que no me importa nada

Ben Temple: Ahí no me siento identificado en absoluto.

P: ¿Cuales son tus próximos proyectos?

Ben Temple: Tengo tres películas más por estrenar. Una con Isabel Coixet que se llama “Nadie quiere la noche” y otra con Fernando León que es un personaje pequeño. También la serie “Refugiados” en la Sexta.

 

Antonio Hernández
Fotografía de Daniel Fernández Sosa

 

Todos los años nomino al mejor interlocutor de las ruedas de prensa. El año pasado fue el equipo de “10.000 km” que nos entretuvieron y divirtieron con todas las anécdotas de la película. Pues uno de mis más firmes candidatos hasta ahora y al que tienen difícil quitarle el podio es al director de “Matar el tiempo”, Antonio Hernández. Argumenta con un desparpajo, propio de los docentes como él ha impartido en muchas ocasiones charlas cinéfilas pero, a la vez, sabe darle el punto y el ritmo adecuado para que esas historias las recibamos con sorpresa y agradeciendo su sinceridad y amabilidad.

Se acuerda muy generosamente de los compañeros de profesión a los que les cuesta el primer trabajo, el segundo y como es su caso, el siguiente de muchos y no se esconde al afirmar que si tuviera un gobierno pondría todas las facilidades del mundo para darles esa oportunidad y que se pueda seguir fomentando la cultura. Así también destaca la importancia de haber sacado una película como ésta con la crisis existente y anima a TVE a que siga ayudando a que se pueda realizar este cine independiente y no sólo comercial

 

Antonio Hernández y Yon González
Fotografía de Daniel Fernández Sosa

 

Su parte más tierna la saca a relucir al hablar del compositor de la música que es su hijo, Antonio Galeano, quién también afirma la dificultad de exigencia que su padre le impuso a la hora de crear las músicas. No las quería con melodías y aparecen con muy pocos acordes. Además con la premisa de mantener esa tensión de la película. Y apostilla “es la música más dirigida que jamás vais a oir”. Y Antonio saca también su faceta más divertida contando como Yon González le propuso hacer una de sus escenas, le dijo “Antonio voy a decir el diálogo formando con mi cara una G para que al finalizarla, mi mirada acabe en la cámara”. Esta anécdota provocó una de las carcajadas generales que yo más recuerdo en una rueda de prensa.

Los personajes de “Matar el tiempo” están realizados especialmente para ellos y se planeó un rodaje muy corto para una película muy larga con lo cual los actores estuvieron muy implicados desde el principio del proyecto. “Esperamos que la gente se entretenga y se moje en una situación crítica en la que el protagonista no puede dejar de implicarse”, dice Antonio Hernández

El actor Yon González no se corta al determinar que de sus diez años de carrera, éste ha sido el proyecto de su vida. Y narra una discordancia sobre el director, “es un genio milimétrico que te deja ser libre, un viaje por la nubes muy fácil y cómodo donde Antonio te explica lo que necesitas de manera fácil y con pocas palabras”

Sentencia Antonio Hernández, “quiero que la gente se vaya contenta de ver algo terrible y que calara el mensaje de que el mundo iría mejor si no pensáramos sólo en nuestro culo”. Destacaría este objetivo y además, el trabajo de fotografía que ha realizado Javier Salmones, muy bello y reforzando ese oscurantismo que se precisaba en esta narración. Otro recurso que Antonio revela es que al otro cámara que había, además de él mismo, es que nunca le dijo lo que iba a pasar con el personaje para que el cámara reaccionara. Y así todos observamos con esa misma naturalidad que se contempla en “Matar al tiempo”

También pudimos compartir impresiones con Aitor Luna:

 

Aitor Luna
Fotografía de Daniel Fernández Sosa

 

P: La película muestra un grado de implicación del público que está observando intensamente de la misma forma que los protagonistas

Aitor Luna: Te hace partícipe del viaje del protagonista. Cómo se va adentrando en la oscuridad y te hace acompañarlo y en el momento que la gente no se sienta identificada con él, porque no haría eso, hay está su compañero que es como si fuera la visión del público o su conciencia. Pero este hombre se sobrepone a eso por una necesidad de existir

P: Para un actor es una responsabilidad mayor cuando le escriben un personaje específico para tí, ¿no?

Aitor Luna: Nunca escogemos nosotros nada. Escoges si tienes un abanico de ofertas pero si te llaman para un casting, lo único que tienes que escoger es la ropa que te pongas. Luego si te cogen, eliges si hacerlo o no y si te interesa el proyecto o no. No elegimos qué proyecto hacer sino qué no hacer en un momento dado si te sale. A mi no me ha pasado que pudiera elegir yo un proyecto.

P: Cuando os he escuchado en la rueda de prensa que habéis tenido mucha libertad, esto no suele pasar

Aitor Luna: No porque siempre luego hay presiones, hay prisas y hay gente que no tiene ni idea opinando. En esta película hemos hecho lo que nos ha dado la gana. Eso es maravilloso

 

Aitor Luna
Fotografía de Daniel Fernández Sosa

 

P: ¿Y cómo llevas el interpretar a un personaje tan miserable?

Aitor Luna: Si pasa que no identificas a la persona real que al personaje, es que está bien hecho el trabajo. Espero que me traten de friki de ahora en adelante

P: ¿Cómo preparásteis los personajes en los ensayos? Porque todo se denota muy bien orquestado

Aitor Luna: Antonio tenía todo muy claro y escrito en el guión. Luego, trabajar con las escenas fue jugar. Luego cada uno probaba, se mojaba, erraba y acertaba

P: ¿Estamos tan controlados?

Aitor Luna: A mi me aterra cuando voy a una tienda o hago una búsqueda y me llegan mensajes de ese tipo de producto. Control al instante. Nos creemos que no te ve nadie en tu casa con el ordenador pero al final estás expuesto

P: Me acuerdo cuando no teníamos esos cacharros

Aitor Luna: Era maravilloso por un lado pero también son buenos por otro porque está bien poder comunicarte a kilómetros. Tienes información, pero también está manipulada. No accedemos a todo sino a lo que nos dejan

P: Vas a estrenar próximamente “My bakery in Brooklyn”

Aitor Luna: Es una película muy bonita de dos primas que heredan una panadería llena de deudas y luego cada una quiere darle su estilo. Es todo el periplo de ellas por conseguir la forma de que no les embarguen la panadería. En medio de todo eso, hay varias historias de amor y yo tengo una con una de las protagonistas.

“Matar el tiempo” se estrenará el próximo 29 de mayo en todos los cines. Advertimos que la película tiene un ritmo bastante más pausado que el que se le pide normalmente a un thriller de estas características pero si que no pierden el tiempo, contemplando una genial interpretación de Ben Temple y un dilema moral que provocará muchos debates interesantes al dejar las butacas de la sala.

Si queréis escuchar el audio de la entrevista con los actores, tenéis que pinchar en este enlace:

http://www.ivoox.com/entrevista-ben-temple-aitor-luna-matar-audios-mp3_rf_4376599_1.html

¡Compártelo!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter