EL GUERNICA MALAGUEÑO

El estreno de “Guernica” en el Festival de Cine Español de Málaga complacía una fecha clave. Hace 79 años que se produjo el bombardeo de la ciudad vasca y ninguna película había reflejado tal suceso. Koldo Serra decidió asumir la responsabilidad de dirigirla y hoy ha sido la segunda película presentada en sección oficial. Nos concedió una entrevista junto con varios compañeros de distintos medios y esto fue lo que nos relató.

Koldo Serra. Fotografía de Daniel Fernández Sosa
Koldo Serra. Fotografía de Daniel Fernández Sosa

P: ¿En qué directores te has inspirado para la creación visual de la película?

Koldo Serra: Más que en directores he intentado buscar referentes en películas sobre la II Guerra Mundial. Una cosa que tenía clara es que no quería que la película pareciera una película más de la Guerra Civil, no porque no me guste sino porque ya que estamos contando un hecho pre Segunda Guerra Mundial y no transcurre en Madrid o en otros sitios donde se suelen centrar estas tramas de la Guerra Civil, se vea que es en Euskadi, que es verde con un montón de montañas y tiene mar. Las películas en las que me he podido influenciar son “La cruz de hierro” de Sam Peckinpah o “El desafío de las aguilas” de Clint Eastwood.

P: La historia de esta película con Málaga está muy relacionada

Koldo Serra: Todo el mundo cree que yo como vizcaíno hice surgir la película. Un día me llaman al teléfono dos malagueños chalados, Jose Alba y Carlos Clavijo, y querían proponerme dirigir una película sobre el bombardeo de Guernica, internacional y con un presupuesto, en aquel momento, de 10 millones. Me sonaba fatal pero sí quería hacerla. Surge en Málaga y acaba en Málaga. Fue algo muy marciano porque a los vascos nos toca el tema de cerca lógicamente pero al final han tenido que ser unos productores malagueños los que han arrancado la historia.

P: ¿Cómo fue la visualización con los supervivientes?

Koldo Serra: Pudimos hablar con algunos de ellos antes del rodaje pero luego pudimos contar con algunos de ellos cuando rodamos en Guernica, en una de las tres partes que quedan porque la Guernica de ahora, no tiene nada que ver a la que fue. En ese mercado donde cae la primera bomba, es cuando vinieron los supervivientes. Fue muy emocionante. Llevan años hablando del tema y lo tienen muy asimilado. Algunas de esas historias personales que nos contaron estaban ya metidas en el guión. El que nos dieran el beneplácito y nos dijeran que estaba muy bien adaptado, fue una experiencia emocionante.

Koldo Serra. Fotografía de Daniel Fernández Sosa
Koldo Serra. Fotografía de Daniel Fernández Sosa

P: ¿Nos está interesando a los jóvenes de ahora plasmar estos acontecimientos?

Koldo Serra: No se hacen tantas películas. Ojalá se hicieran más. No deja de ser historia. Ojalá se hicieran muchas comedias románticas, muchas películas de terror y muchas películas historicas. Me da igual que sea de Carlos V o del bombardeo de Guernica. Al final no deja de ser historia nuestra.

P: ¿El resultado ha sido el que esperabas o por tiempo de rodaje o presupuesto te has dejado cosas en el tintero?

Koldo Serra: Siempre se deja uno cosas. Dirigir es frustración. Uno siempre se imagina la mejor película en la cabeza y cuando llega al set de rodaje, las cosas o no son como esperaba o no hay dinero para cien figurantes y tienes veinte. Durante cuatro años que hemos tardado en levantar este proyecto, la he hecho muchas veces en mi cabeza, yo trabajo con el storyboard, con lo cual la llevaba muy preparada y, por supuesto, empezamos con una película de diez millones, ha sido al final de seis y por tanto hay cosas que no están, pero no las echo de menos. La película es la que es y se parece mucho a la que yo tenía en mente.

P: Entre las novedades de Guernica, se presenta por primera vez la participación rusa en el bombardeo

Koldo Serra: Estaba desde el principio. De hecho, los personajes están basados en personajes reales que muchos de ellos estaban en Madrid. El personaje de Maria Valverde, Teresa, está inspirada en Constancia de la Mora que era la jefa de prensa republicana en Madrid y había mucha más presencia rusa que en Euskadi. Parece que es una cosa que se obvia y ellos también actúan como asesores que llevan la guerra por su lado.

La película se estrena en toda España el 9 de septiembre. Pero era de recibo que teniendo ese origen malagueño, este Festival le diera el espaldarazo que necesitaba para que se conociera el proyecto y empiecen a surgir las primeras sensaciones. Veremos si resulta el origen inspirador para seguir ahondando en este acontecimiento. Pero que como decía Koldo, que nunca se dejen de narrar estas historias. 

¡Compártelo!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter