YO SOY DE LOS QUE DEFIENDE QUE EL COLEGIO TIENE QUE LLENARSE DE TEATRO PARA QUE LOS TEATROS SE LLENEN DE COLEGIOS, Y NO AL REVÉS.

Cartel_Quien_es_el_Sr_Schmitt-690x980Parafraseo a este impulsor creativo que es Sergio Peris-Mencheta con una de sus palabras más recurrentes: “gasolina”. Es un auténtico aliciente para nuestro Festival de Teatro contar con dos montajes bajo su dirección y adaptación, y además nos adelanta alguno de sus proyectos en EEUU. Gasolina es cómo nos cuenta lo que le preguntamos, gasolina es saber qué siempre va a tener su ancla teatral en España para sorprendernos con más proyectos, y gasolina es saber que le queda mucha más en su cuentakilómetros con propuestas que ayudan a que la cultura, y el teatro principalmente, sigan siendo importantes en nuestro país.

P: No puedo desvelar mucho de la función de ¿Quién es el señor Schmitt?, es un auténtico misterio para el disfrute del público

Sergio Peris-Mencheta: Es complicado. Yo creo que nunca he dirigido una obra donde se pueda decir tan poco. De hecho, en el programa de mano hay muy poca información. Hay dos o tres citas y poco más. Incluso los nombres de los actores están pero sin revelar quién hace qué papel, porque eso además dependiendo del bolo los actores cambian, y hay actores que rotan con algunos personajes, porque es que encierra secretos de la propia obra. Algunas críticas que han salido nos han reventado parte de la función, y eso que estaban bien avisados de cuidar de lo que tenían que hablar porque forma parte precisamente de la sorpresa, no solamente sorpresas de la función sino también de la adaptación y de la puesta en escena que tienen que ver con magia o sorpresa. Es una putada cuando nos hacen ese spoiler. Así como “Lehman Trilogy” no contiene spoilers y puedes hablar lo que quieras porque ya conocemos el final, al final el barco se hunde. Aquí, en cambio, no conocemos el final y cuando te hablan de él o de algunos momentos de la función, evidentemente te están reventando la función.

P: ¿Cómo fue lo que puedas contar de ese proceso de adaptación?

Sergio Peris-Mencheta: David Serrano lee la función en Argentina, se la pasa a Javier Gutiérrez primero y él se elabora el personaje, le dice que la quiere hacer y luego directamente me la pasa a mi, porque no se ve dirigiéndola. Me la pasa en la versión argentina y me gusta. Veo que el autor es francés, como soy francófono la leo en francés, y ahí es donde me entusiasmo con la función porque realmente había bastante diferencia entre la versión que habían hecho los argentinos y la versión original. Ellos la habían llevado a la comedia pura y dura, comedia de salón. Y para mi no es una comedia de salón. Entonces, me lié la manta a la cabeza a traducirla y eso lo hice en el 2015. Se la mandé a Javier Gutiérrez, porque la función venía con regalo que es que la iba a hacer él, y a partir de ahí nos pusimos manos a la obra para darle cuerpo, y encontrar hueco sobre todo en la agenda mía y en la de Javi que son un poco complicadas.

P: Y de lo que se pueda contar, ¿qué debe hacer el público para disfrutarla?

Sergio Peris-Mencheta: En todas las funciones que hacemos tratamos de implicar al público de una manera o de otra, desde el principio y sino prácticamente desde el principio. No queremos que el público esté cómodo en la butaca, que no sea sencillamente que se siente y le pongan de comer, sino que sea alguien que forme parte del menú. Esa es nuestra filosofía. Es muy difícil si no competir con el cine o con la televisión, o ahora mismo con las plataformas de entretenimiento a la carta que hay ahora mismo. O movilizas y ofreces un plus, o si no es muy difícil captar la atención sobre todo del público joven que es el que nos interesa que vaya al teatro, porque es el futuro espectador de teatro y es el que va a hacer el teatro del futuro, y por lo tanto necesitamos que los teatros se llenen de jóvenes. Y no tanto de colegios. Yo soy de los que defiende la idea de que el colegio tiene que llenarse de teatro para que los teatros se llenen de colegios, y no al revés. Creo que el teatro no tiene que ser una asignatura más, creo que debe estar dentro del plan de estudio pero que no tiene que ser una obligación ir al teatro con el colegio porque, al final, es contraproducente.

P: Al final sabremos entonces ¿quién es el señor Schmitt?

Sergio Peris-Mencheta: Yo creo que cada uno va a sacar sus conclusiones. Yo creo que es una obra que, como casi todas las obras de teatro, plantea una serie de preguntas que es el teatro que me interesa, y las respuestas las saca cada uno en soledad o después tomándose un pincho con los que han ido a ver la función y comentan. Es una obra que da para hablar porque evidentemente habla de quién somos, cada uno de nosotros muestra un espejo como debería ser y en este caso, a mi me gusta llamarla comedia existencialista pues evidentemente creo que las conclusiones se van a sacar, pero que cada uno se saque las suyas. Prefiero no decir si al final sabemos o no sabemos quién es el señor Schmitt o no, yo creo que todos tenemos un señor Schmitt dentro de nosotros o todos tenemos un señor Carnero dentro de nosotros, y está en nosotros decidir si sabemos quién es uno y quién es otro.

P: Y en breve, nos llegará “Lehman Trilogy”. Una apuesta arriesgadísima de tres horas hablando de economía por actores, que son además cantantes y bailarines.

Sergio Peris-Mencheta: Nos funcionó muy bien en Madrid el boca a boca ,y realmente nos damos con un canto en los dientes de poder haber hecho una obra que para “Barco Pirata” necesita muchos recursos, casi el doble de recursos de una obra normal, tanto económicos como de gente asalariada. Realmente es una obra que habla de la crisis económica. ¿A quién carajo le apetece meterse en un teatro sobre la crisis económica, sobre los Lehman Brothers tres horas con dos descansos de quince minutos, y encima musical?. Bueno pues evidentemente las papeletas no estaban de nuestro lado, es realmente jugárnosla porque encima no es un autor demasiado conocido por el gran público, aunque es un gran autor porque es el director del Piccolo de Milán (Stefano Massini). Parece, a priori, que todo te echaba para atrás y resulta que sí, y que hay gente que ha repetido e incluso triplitido. Han gastado casi doce horas de su vida en venir al teatro y ver la misma obra. Realmente estamos muy contentos de la recepción y nos afianza que tenemos que hacer un tipo de teatro “Pirata”, que para eso se llama “Barco Pirata”. Un teatro que realmente esté arriesgando permanentemente y que trate de cambiar, no te digo el paradigma del teatro pero sí la manera de contar las historias para que realmente lleguen, y para la creación de público joven y que lleguen a ese espectador que está acostumbrado a ver cinco minutos de una serie, y si no le gusta ve otra. Así de simple. Estamos funcionando ahora mismo con una manera de elegir a la carta nuestro propio entretenimiento y la cultura directamente que lo que tenemos que hacer, sobre todo el teatro que es ese plano general que te sientas en una butaca y es lo que hay, es mantener en este caso durante tres horas la atención del público, y por supuesto es todo un reto.

P: Es una lástima que cuando te decides a ser director teatral, luego el propio sistema cultural para que te condena sólo a eso y no te llaman para hacer interpretaciones en escena. Cuando lo importante es tener esa oportunidad como hacéis en vuestra compañía de poder tener una variedad de propuestas dependiendo de lo que se quiera contar.

Sergio Peris-Mencheta: Hay algo directamente en contra de lo polifacético en este país. Yo dirijo teatro y yo actuo como actor en cine, teatro, televisión y lo que me echen. Y si no fuera porque tengo la puerta ahora mismo en EEUU con trabajo, pues probablemente no podría pagar los gastos a final de mes, ni más ni menos. Para que yo me pueda permitir hacer teatro, tengo que plantearme realmente estar un tiempo sin trabajar en EEUU y tengo que tener la puerta abierta para poder hacerlo. El que no me llamen en teatro tiene todavía cierto sentido como actor, pero aparte de eso es que yo ya soy de los que me voy a llamar a mi mismo. Para hacer teatro, prefiero hacer una obra que me apetezca a mi, hablar con mis socios de “Barco Pirata” y decirles lo que me apetece hacer, y que les parece a ellos, y buscar al director y al elenco. Creo realmente que es un poco lo que deberíamos terminar haciendo todos los actores porque es la única manera de controlar y de poder contar las historias que uno quiere contar, y no tener que depender de las historias que otro quiere contar.

P: De hecho esa puerta a EEUU se abre inminentemente porque te vas muy pronto

Sergio Peris-Mencheta: Vuelo mañana (la entrevista la realizamos ayer jueves). Estoy allí hasta julio. Me queda una etapa maravillosa también un poco para desintoxicarme de Torras, Torros, Casados y Casadas, que la verdad es que me apetece salir un poquito del huevo, y ver un poco de mundo que como decía aquel, “el nacionalismo se cura viajando”. Así que viajemos todo lo que se pueda.

P: Te queremos ver ya de villano en “Rambo 5”

Sergio Peris-Mencheta: Será para finales de este año, yo calculo. Ha sido una experiencia muy potente rodeado de exquisita tanto a nivel artístico como a nivel técnico. Ha sido mi oportunidad de cerrar un ciclo porque soy espectador del cine de los 80, para mí “Rambo” era alquilar la película en el videoclub e irte a verla a casa con los amigos. De repente ser el villano, ha sido cerrar el ciclo. Conocer a este señor que es un pedazo de creador que no se para frente a perjuicios ni nada, que sabe escribir, dirigir, actuar y sacar adelante sus propios proyectos. Es un ejemplo.

P: Y pronto llegará también la nueva temporada de “Snowfall”

Sergio Peris-Mencheta: Empezamos a rodar ahora en enero, y como es una serie que se emite en verano, seguramente se emitirá en julio hasta mediados de septiembre que es lo que suele durar la emisión. Vamos ya por la tercera temporada y estoy muy contento también porque está siendo una oportunidad increíble de poder tener una continuidad en el trabajo, algo que había dejado de tener en España y que estoy teniendo fuera de España. Yo, por supuesto, no voy a soltar a mi “Barco Pirata”, es mi ancla para estar anclado a la realidad y también para querer cambiar las cosas desde el teatro. Mucha gente me dice que porqué no dirijo teatro en EEUU, y siempre digo que no tengo la necesidad y aparte que no creo que sea tan fácil como llegar y ponerse a dirigir, pero realmente creo que donde hay que hacer teatro y necesito hacer teatro es en España, que creo que es donde hace falta y donde me hace falta a mi. De momento, si sigue el mismo trabajo en EEUU podré permitirme seguir haciendo teatro porque sabes que del teatro no se vive, se sobrevive. Si siguen permitiendo que yo pueda seguir dirigiendo teatro, pues lo seguiré haciendo y estaré a caballo entre EEUU y España. Ese es el plan.

1511969600_822859_1511974504_noticia_normalLes recuerdo que este fin de semana, el sábado 12 a las 20:00 y el domingo 13 a las 19:00 tienen funciones de ¿Quién es el señor Schmitt? en el Teatro Cervantes de Málaga, y los próximos 23 y 24 enero será el turno de esa apuesta tanto arriesgada como interesante que es “Lehman Trilogy” . Siempre aprendo de esas ilusiones incesantes, y volviendo a robarle a Sergio Peris-Mencheta otra de sus palabras favoritas: pirata, espero que su público pirata le respondamos con esa misma fuerza que se merece, y que ese público joven al que tanto apela responda a querer estar en la gran oferta cultural que se les presenta siempre por delante.

Si queréis escuchar la entrevista con Sergio Peris-Mencheta, sólo tenéis que pinchar en este enlace:

https://www.ivoox.com/entrevista-sergio-peris-mencheta-quien-es-senor-audios-mp3_rf_31365405_1.html

¡Compártelo!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter